En este juego los/las jugadores / as dibujan un línea en el suelo (el borde de la pared también puede valer) y se colocan a una distancia que va a ser igual para todos / as.

Antes de empezar acuerdan lo que se juegan en cada baza, unas monedas, unas canicas, etc.

Tiran por turno y el que consiga quedar más cerca de la línea gana.

Si juegan tirando canicas, está permitido golpear las del contrario,  aunque no siempre se consigue el objetivo de alejarla de la línea.

Si juegan con monedas, también, aunque es más difícil.